Servel llamó a velar por un clima de participación y paz para el Plebiscito

A dos días del Plebiscito Constitucional, el Presidente del Consejo Directivo del Servicio Electoral, Andrés Tagle, acompañado por el Director Nacional de Servel, Raúl García, y la Alcaldesa de San Miguel, Erika Martínez, realizó un ejercicio de votación en una mesa receptora de sufragios, en la que funcionarios y funcionarias del Servel cumplieron el rol de vocales de mesa. En la actividad estuvieron también presentes la Delegada del local, Susana Del Monte, y la Administradora Municipal de Providencia, Carol Vargas. La actividad fue realizada en el Colegio Providencia, donde ya se encontraba todo dispuesto para la jornada del día domingo.

El Presidente de Servel inició su alocución con palabras de agradecimiento a funcionarios de todos los municipios de todo el país. “Es muy importante destacar la colaboración de los municipios y de su personal en todo Chile. Ellos juegan un rol fundamental en la preparación de los 2.914 locales de votación en el país, aportan las urnas, las cámaras secretas y el mobiliario”, señaló.

En la cita donde se simuló el sufragio, Tagle recordó que “a la medianoche de ayer finalizó el periodo de propaganda electoral para este Plebiscito Constitucional. Ya no puede haber afiches, brigadistas, ni otro tipo de propaganda que induzca a votar por alguna de las opciones. Tampoco puede haber propaganda en los locales de votación: el día domingo nadie puede portar material de propaganda en su vestimenta, mascarillas, folletos, carpetas u otros. Es preciso que vocales de mesa, apoderados y, por cierto, electoras y electores, cumplan la normativa, asistan sin propaganda y eviten consignas provocadoras, ofensivas o que derechamente dificulten la mantención de un clima de respeto o dificulten la labor electoral”.

La Alcaldesa Erika Martínez agregó “quiero hacer un llamado a los y las chilenos que sean parte de esta fiesta, a que con tranquilidad podamos ejercer nuestro derecho a voto y seamos parte, ya sea como vocal de mesa, yendo a sufragar o acompañando en el escrutinio o durante todo el día como apoderado de mesa”.

Justamente a eso hizo referencia Tagle llamando a la ciudadanía a que confíe en el proceso electoral llevado a cabo por Servel. “Hemos dado muestra de transparencia y legitimidad en las elecciones anteriores, con rápidos resultados preliminares que tienen un objetivo meramente informativo para la ciudadanía, los partidos políticos y los medios de comunicación, y que identifican estimativamente a una opción ganadora, pero no constituyen escrutinio para efecto legal alguno”, manifestó.

La autoridad electoral también detalló que los resultados de cada mesa receptora de sufragios son registrados por los vocales de mesa en tres ejemplares del acta de escrutinio:

  • Un ejemplar del acta es entregado a Servel en el mismo local, donde se digita y escanea, dando lugar a los resultados preliminares.
  • Un segundo ejemplar es entregado en un sobre cerrado al Delegado del local, quien lo entrega al día siguiente a los Colegios Escrutadores.
  • Y, finalmente, un tercer ejemplar es enviado por los vocales de mesa en sobre cerrado vía correo al Tribunal Calificador de Elecciones, organismo que entrega los resultados finales de una elección o Plebiscito.

Controles cruzados

En la oportunidad también se reiteró el control ciudadano del sufragio y escrutinio en manos de los apoderados de mesa que podrán observar el proceso, verificar u objetar la identidad de los electores, pero en ningún caso podrán fotografiar o escanear los documentos de identidad de los electores.

Los apoderados sí pueden fotografiar el acta de escrutinio o de la minuta de resultado, que estará dispuesta por los vocales en un lugar visible. También pueden exigir que se deje constancia de sus objeciones o reparos en el acta de la mesa; estar presentes en el escrutinio, revisar y objetar la calidad de los votos, ya sea como válidos, nulos o blancos, quedando constancia del incidente o reclamación en el acta de la mesa.

Además, a quien cumple la labor de apoderado ante la oficina electoral del local de votación le corresponde supervisar las actuaciones del Delegado, observar la entrega del material electoral y estar presente y observar el proceso de digitación, digitalización y transmisión de las actas de escrutinio.